7 de diciembre de 2013

Viajar en avión: ejercicios para evitar el "síndrome de la clase turista"

Viajar en avión varias horas genera el "sindrome de la clase turista"
Uno de los principales problemas del viajar en avión por muchas horas es la posibilidad de que puedas sufrir el llamado "síndrome de la clase turista". Este se produce como consecuencia de tener que viajar muchas horas sentado arriba de un avión, lo que puede generar una trombosis venosa en las piernas y se manifiesta generalmente con dolores en las piernas, una fuerte hinchazón además de una coloración de tipo azulosa en la zona del dolor junto con la sensación de fiebre en las extremidades afectadas, un coctel explosivo que puede generar serios problemas en tu salud y provocar una trombosis venosa.

¿Que factores pueden hacer que aparezca el "síndrome de la clase turista"?:

Por lo general, el escaso espacio entre asientos de la clase económica (los cuales son mucho más incómodos que cualquier micro o bus de larga distancia) los cuales pueden hacer el viaje una verdadera tortura debido al miserable espacio (ver fotos) en aviones comerciales, como en un vuelo de Ezeiza a Río de Janeiro realizado por quien escribe este blog en TAM. Aunque esta trombosis venosa puede aparecer en cualquier actividad donde se mantenga largo tiempo sentado, se ha hecho conocida como "síndrome de la clase turista", dado que al viajar por avión es mucho más común que ocurran casos de este tipo como consecuencia de: baja de presión en el vuelo, deshidratación como consecuencia de la poca ingesta de agua en largos viajes y el estar sentado todo el tiempo, son factores que pueden provocarla.

Típico asiento de clase económica
¿Cómo podemos hacer más saludable el viajar por avión y evitar el "síndrome de la clase turista"?

- Lo primero es moverse. Un ejercicio que podemos recomendar durante un vuelo largo (más de 6 horas), es mover los pies haciendo círculos con los pies y tobillos, lo que dará movimiento a las extremidades inferiores y evitará tener los pies hinchados.

- Evite tener las piernas muy dobladas cuando esté sentado en su butaca o asiento.

- Evite cruzar las piernas, ya que eso dificultará la capacidad de mover los pies

- Si viaja en un Boeing 747 o similares, suba las escaleras para mover las extremidades ya que hará circular la sangre y evitará cualquier trombosis. Si no, trate de caminar por el pasillo, ya que eso le dará algo de actividad en el largo viaje

- Beba la mayor cantidad posible de agua, ya que la deshidratación es factor de riesgo

- Evite la ingesta de alcohol en lo posible, ya que no hidrata, sino que todo lo contrario

- Trate de llevar la ropa más holgada posible, ya que eso le permitirá estar cómodo en el viaje y así poder estirarse a sus anchas.

- Trate siempre de estar lo más cercano al pasillo, para poder caminar y estirar los pies.

Estos son algunas de las acciones que pueden hacer el viajar en avión lo más placentero posible y evitar el llamado "síndrome de la clase turista". Mayores dudas siempre hable con su médico de cabecera

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Tienes alguna duda, pregunta, inquietud o simplemente quieres dar tu opinión? aprovecha de comentar y decir lo que piensas. ¡¡Más informados estemos mejor viajaremos!!